jueves, 8 de noviembre de 2018

Viaje a Rusia (VI). Vladivostok, 2º parte.

Continuando con nuestra crónica sobre la lejana Vladivostok, en este post contamos algunos lugares recomendables para visitar en dicha ciudad, los que están en la zona centro. Para el siguiente artículo, dejaré otros de dicha zona y  los que están algo más lejanos y que tal vez requieran transporte público para llegar a ellos.

Quizá con tres días sería suficiente visitar dicha urbe y en lo referente al uso del transporte público, salvo para lugares puntuales, no sería recomendable ya que la gran mayoría de los principales sitios a visitar, se encuentran cerca entre si y caminar por dicha ciudad, es muy agradable.




Aquí indico la ruta a realizar de los lugares a  comentar en este post:



Terminal del Puerto de Vladivostok

El Puerto de Vladisvostok es usado por muchos cruceros provenientes de Japón y Corea. De hecho, es uno de los principales puertos que se utilizan si alguien desea ir a Japón con su propio coche o moto.

Lo importante de este lugar es que nos ofrece unas hermosas vistas sobre la bahía de Vladivostok y hacernos una idea de esta ciudad, con sus colinas y abrupta orografía.





Asimismo, y al ser una puerta de entrada y salida de muchos turistas, hay algunas tiendas de souvenirs.







Estación de trenes de Vladivostok

Para muchos viajeros, tal vez sea la puerta de llegada a dicha ciudad, especialmente si han usado el transiberiano.

No obstante, en caso de no hacerlo, también es un lugar muy interesante para visitar por su contexto histórico. Pese a que tal vez podría ser una gran estación de trenes, realmente no es mucho más grande que la que nos pudiéramos encontrar en otra ciudad.






En la sala de espera, que es de acceso gratuito hay una exposición sobre el último Zar de Rusia, Nicolás II, que fue el verdadero impulsor de dicha línea ferroviaria.





Además, hay en la misma estación, hay un pequeño restaurante ambientado en la época y con comida típica rusa.


Justo enfrente de la puerta principal de la estación, cruzando la calle, se encuentra una de las pocas estatuas de Lenin que quedan en este país.



Museo de Primorye

Cuando estuvimos mi mujer y yo en dicha ciudad, dicho museo se encontraba cerrado por unas grandes reformas a realizar. Nos dio mucha pena ya que es un museo muy interesante. Aquí dejo la web oficial, por si desea más información.

Fachada de dicho museo



La Calle Aleutskaya

Los dos principales lugares comentados se encuentran en esta calle, uno de las principales vías de esta ciudad. A medida que vayamos subiendo por esta calle, nos daremos cuenta de los desniveles que hay en esta ciudad y como se va viendo el puerto de la ciudad a lo lejos.También, es muy recomendable fijarnos en la arquitectura de esta vía.






La Calle Admirala



Si hay una calle que debe visitarse por su belleza y por ser el pulmón social de Vladivostok, esa es sin duda, la Calle Admirala. Pasear por esta vía, nos hará pensar que estamos en una ciudad europea, con incluso su arquitectura muy similar a antiguos puertos hanseáticos.











Algo que nos sorprendió mucho de esta ciudad, fue las hermosas cafeterías que hay, con una decoración hermosa. En esta calle, hay muchas de ellas y es un buen revulsivo para coger fuerzas y seguir visitando esta increíble ciudad.



Zona del Acuario de Vladivostok

Justo al final de la calle comentada anteriormente, nos encontraremos con una de las zonas de Vladivostok que dan al mar. Es una gran superficie donde se encuentra el estadio de fútbol del equipo local, el Luch-Energiya de Vladivostok.

Para los amantes del fútbol, hay una anécdota con respecto a este equipo y es que no es muy deseado por los otros equipos de Rusia, sobretodo los de la parte europea. Aquí un pongo una noticia al respecto que salió en El País en el 2010, cuando dicho equipo lo entrenaba un español.

Pasando el estadio de fútbol, nos encontramos con una pequeña playa y también con un gran paseo marítimo donde hay diversas carpas con restaurantes así como pequeñas atracciones para los niños. Cuando fuimos mi mujer y yo a finales de agosto, se notaba mucha actividad pero como el clima de esta ciudad en invierno, es muy frío, desalentador y con vientos muy fuertes, me imagino que toda esa actividad y efervescencia, de diluirá y probablemente muchos negocios cierren hasta que aparezca el buen clima.










En esta zona, se encuentra el Acuario de la ciudad pero mi mujer y yo no somos de visitar lugares con animales encerrados, como éste o los zoológicos.

El Fuerte de Vladisvostok

A unos pocos metros de esta zona, reinando en una pequeña montaña, se encuentra el Fuerte de Vladivostok. Para llegar a éste hay que subir unas escaleras y por desgracia, la señalización para llegar a ellas, no es muy buena.


Hay que fijarse en estas escaleras para llegar a dicho fuerte.


El precio para entrar a dicho recinto es de 200 rublos (unos 2,5 euros) y es un lugar bastante recomendable ya que por una parte, veremos una muestra del material bélico de la antigua Unión Soviética.









Por otro lado, hay una zona dedicada a la historia de Vladivostok, una ciudad que tiene poco más de 150 años de historia y que está íntimamente ligada, en el aspecto militar, a la defensa contra los japoneses.








Toda los objetos que hay en la parte exterior del museo (antiguos carros de combate, lanza misiles, etc) se puede uno subir a ellos perfectamente y por tanto, será un lugar que a los niños les agradará mucho la poder jugar con dichos objetos.

Iglesia de la Intercesión de la Madre de Dios

Algo alejado del punto anterior, pero con un paseo donde podremos deleitarnos de la rica y variada arquitectura de esta ciudad, nos encontraremos ante quizá, la iglesia más importante de Vladivostok, la de la Intercesión de la Madre de Dios.

Al tratarse de una iglesia ortodoxa rusa, las mujeres deben cubrirse el pelo con un pañuelo y estar cubiertas de rodilla para abajo (al igual que los hombres). No obstante, en la entrada de dichas iglesias, suelen haber pañuelos para tapar algunas partes del cuerpo.









La iglesia en si es hermosa y es un claro ejemplo de como son las iglesias ortodoxas rusas, con un gran colorido y de muchos iconos. Alrededor de dicha iglesia hay un parque así como otras pequeñas iglesias.






Calle Svetlanskaya

Desde la iglesia anterior, si vamos bajando por la Calle Okeanskiy Prospet (adjunto dos fotos de dicha calle aquí abajo), una de las principales arterias de la ciudad, llegarmos a esta calle.






Es también otra de las principales vías de la ciudad y destaca por sus hermosos edificios, sobresaliendo entre ellos el de la empresa española de modas Zara.


El inmenso edificio de Zara en Vladivostok








Esta calle es una de las más largas de Vladivostok y  va en paralelo con uno de los litorales de la ciudad. En el siguiente post, hablaremos de más lugares que están a lo largo de esta calle.

Plaza de los Héroes

Es otro de los grandes lugares de congregación y vida social de esta ciudad y un punto estratégico al encontrarse cerca de la terminal portuaria y de la estación de trenes. También, en dicha plaza, se estaba construyendo una gran iglesia, como se puede ver en una de las fotos de abajo.







Asimismo, de vez en cuando, hay mercadillos gastronómicos en dicha plaza de agricultores de la zona y por tanto, un espectáculo único para conocer la comida y costumbres de estas latitudes.







Aquí, en este punto neurálgico de la ciudad, terminamos nuestro post. En el siguiente, hablaremos de algunos puntos también próximos a los anteriores y otros que requieran, tal vez, transporte público, pero no por ello desmerecen una visita.

Posts relacionados con Rusia en este blog:






No hay comentarios:

Publicar un comentario