martes, 14 de julio de 2020

Viaje a Georgia (V). Qué ver en Tiflis, 3º parte

En este último post sobre los principales lugares a ver en Tiflis, la capital de Georgia, veremos algunos monumentos que se encuentran al este del Río Kurá, que divide en dos a la ciudad.

Si bien la belleza de la ciudad en lo referente a caminar, se encuentra en el lado oeste, también es reseñable e interesante visitar el otro lado del río, el este, ya que hay una serie de lugares muy importantes, destacando algunas de las iglesias más grandes e impresionantes de la ciudad.

Todos los lugares que indico en primera instancia, se pueden realizar caminando perfectamente pero también, y como anexo, incluiremos dos lugares recomendables a visitar si se tiene tiempo, aunque en esta ocasión, ya por su relativa lejanía, convendría coger transporte público.




La ruta sugerida, con la posibilidad de realizar todo caminando, es la siguiente:





MIRADOR KARTLIS DEDA

Desde este punto se tiene las mejores vistas de la ciudad, debido a la altura de su colina. Pero para ganar esa altitud, primero hay que llegar a ella y tal vez, la mejor opción sea utilizando el sistema de teleférico que hay para llegar a ese lugar y nos tendremos que remitir a su punto de origen, que en este caso, lógicamente, se encuentra en un punto situado más abajo.

Concretamente, se encuentra en el lado este de la ciudad, en un parque justo enfrente del Puente de la Paz, el Parque Rike, y que comentaremos más abajo.



Precios oficiales




En dicho parque, está la estación de funiculares y desde ahí, en una cabina, iremos cogiendo altura hasta llegar al punto deseado. Los precios del funicular (para septiembre de 2020), era de 2,5 laris por trayecto (80 céntimos de  euro) aunque como se indica la foto de arriba, hay que pagar con la tarjeta METROMONEY, que cuesta 2 laris (unos 60 céntimos de euros) aunque al devolverla, en el plazo de un mes, nos devuelven dicho reembolso.


Al ir subiendo, nos daremos cuenta de lo hermosa que es esta ciudad, especialmente su casco urbano.






Tras llegar a la cima, en ella destaca una gran estatua (y que suele ser visible desde gran parte de la ciudad). Es concretamente Kartlis Deda que, traducido, sería como Madre de Georgia.





La estatua fue erigida en la cima de la colina Sololaki en 1958, año en que Tiflis celebró su 1500 aniversario. El destacado escultor georgiano Elguja Amashukeli diseñó la figura de aluminio de veinte metros de una mujer con vestido nacional georgiano. Simboliza el carácter nacional georgiano: en su mano izquierda sostiene una copa de vino para saludar a los que vienen como amigos, y en la mano derecha hay una espada para los que vienen como enemigos.

Desde dicha posición, las vistas de Tiflis son impresionantes.






LA FORTALEZA DE NARIKALA

Contigua a dicha estatua y en la misma colina, se encuentra la Fortaleza de Narikala.

La fortaleza consta de dos secciones amuralladas en una colina empinada entre los baños de azufre (también llamados baños reales) y los jardines botánicos de Tbilisi .

La estructura se estableció en el siglo IV como Sasanian ,ciudadela llamada Shuris-Tsikhe (es decir, "Fort Invidious"). Se expandió considerablemente por los omeyas en el siglo VII y más tarde, por el rey David el Constructor (1089-1125). Los mongoles lo renombraron "Narin Qala" (es decir, "Pequeña Fortaleza"). La mayoría de las fortificaciones existentes datan de los siglos XVI y XVII. En 1827, partes de la fortaleza fueron dañadas por un terremoto y se demolieron.







En el patio inferior está la iglesia de San Nicolás recientemente restaurada. Recién construida en 1996-1997, reemplaza la iglesia original del siglo XIII que fue destruida en un incendio. La nueva iglesia es de tipo "cruz prescrita", con puertas en tres lados. La parte interna de la iglesia está decorada con frescos que muestran escenas de la Biblia y la historia de Georgia.







Muy recomendable ver esta pequeña iglesia ya que sus pinturas son de una gran belleza.




Tras visitar estos lugares situados en lo más alto de la ciudad, hay una calle a la salida de la puerta principal de la fortaleza, que nos llevará la parte baja de la ciudad. También, se podría hacer volviendo en el anterior funicular pero, tal vez, bajar ya no sea tan duro como el subir y así también se va disfrutando de las vistas que nos deja la ciudad a medida que descendemos. La calle de bajada termina justo donde se encuentra la mezquita (que habíamos comentado en el post anterior).




EL PUENTE METHEKI

El siguiente punto a visitar, es uno de los principales puentes que une ambos lados de la ciudad, el Puente Metheki.

Hay que tener en cuenta que Tiflis, pese a tener más de 1.500 años de antigüedad como ciudad, todos los puentes son relativamente nuevos, siendo el más antiguo el Puente Metekhi, que se encuentra en el lugar donde se construyó el primer puente de madera sobre el Mtkvari en Tbilisi en 1821. Más tarde se reemplazó por uno de metal en 1870. El puente actual fue construido en el 1950.


Visión del puente

Algunas vistas desde dicho puente.



LA IGLESIA METHEKI

Tras atravesar dicho puente, llegaremos a otra gran iglesia muy recomendable de visitar, la de Metheki o también llamada, de la Asunción.

La actual Iglesia de la Asunción de Metekhi , que descansa sobre la cima de la colina, fue construida por el rey georgiano San Demetrio II alrededor de 1278-1284 y es un ejemplo un tanto inusual de la iglesia ortodoxa georgiana con cúpula. Más tarde fue dañada y restaurada varias veces. El Rey Rostom (1633-1658) fortificó el área alrededor de la iglesia con una fuerte ciudadela guarnecida por unos 3.000 soldados. Bajo el dominio ruso (establecido en 1801), la iglesia perdió su propósito religioso y fue utilizada como cuartel. La ciudadela fue demolida en 1819 y reemplazada por un nuevo edificio que funcionó como cárcel hasta la era soviética, y se cerró solo en 1938.






La iglesia Metekhi es una iglesia de cúpula cruzada. Si bien este estilo fue el más común durante la Edad Media, la iglesia de Metekhi es algo anacrónica con sus tres ábsides sobresalientes en la fachada este y los cuatro pilares independientes que sostienen la cúpula. La iglesia está hecha de ladrillo y piedra vestida. La restauración de los siglos XVII, XVIII y XIX empleó principalmente ladrillos. La fachada es en su mayor parte lisa, con elementos decorativos concentrados alrededor de las ventanas de los ábsides orientales. Las bandas horizontales debajo de los frontones corren alrededor de los cuatro lados y sirven como un elemento unificador. El pórtico norte de la entrada principal no es una adición posterior, sino que se construyó al mismo tiempo que el resto de la iglesia.





La leyenda dice también que el acantilado de Metekhi fue el sitio del martirio de Habo (siglo VIII), el santo patrón de Tbilisi. Una pequeña iglesia en su honor está ahora en construcción al pie del acantilado.

Desgraciadamente, no se pueden tomar fotos en el interior de dicha iglesia pero en los alrededores hay varios jardines que dotan al complejo de una especial belleza. En  esta zona, si se puede sacar fotos.







Al estar ubicado dicho complejo religioso en una pequeña colina, las vistas desde ella a la ciudad, también merecen mucho la pena.






LA CALLE DE LA ASCENSIÓN DE METHEKI

Justo al salir de dicha iglesia y bordeando el Río Kurá (el que divide Tiflis) se encuentra la Calle Alta de Metheki (Rise Metheki), que posteriormente se une con la Calle Viktor Jorbenadze.

Conviene pasear por dicha calle ya que sus casas matienen el estilo que caracteriza esta ciudad, a diferencia del casco histórico donde muchas casas están ya en estado casi ruinoso. En esta vía, prácticamente todas las casas se encuentran en un gran estado de preservación o que, siendo construidas recientemente, mantienen la arquitectura típica de Tiflis.







Asimismo, en algunos lados de dicha calle, es posible ver el Río Kurá.




LA IGLESIA ARMENIA DE EJMIATSIN

Para llegar a otro lugar imprescindible a visitar en Tiflis, que es la Catedral de la Santísima Trinidad, al ir paseando hasta llegar a él, podremos hacerlo y pasar por otra iglesia que sigue el ritual ortodoxo armenio, en este caso, la de Ejmiatsin. Cuando fuimos mi mujer y yo, se encontraba cerrada, pero bueno, al cogernos de paso para el siguiente destino, no fue tiempo perdido.







LA CATEDRAL DE LA SANTÍSIMA TRINIDAD DE TIFLIS

Otro de los lugares imprescindibles a visitar en Tiflis, es la Catedral de la Santísima Trinidad.

Comúnmente conocida como Sameba, es la principal catedral de la Iglesia ortodoxa y apostólica georgiana. Construida entre 1995 y 2004, es la tercera catedral ortodoxa más alta del mundo. Sameba es una síntesis de los estilos tradicionales dominantes en la arquitectura religiosa georgiana en las diversas etapas de la historia y posee algunos matices bizantinos.







La idea de construir una nueva catedral para conmemorar los 1.500 años de autocefalía de la Iglesia ortodoxa de Georgia y los 2.000 años desde el nacimiento de Jesús, surgió ya en 1989. En mayo de ese mismo año se anunció un concurso internacional para el proyecto de la construcción de la catedral, que comenzó el 23 de noviembre de 1995, y nueve años después fue consagrada por el patriarca de la iglesia ortodoxa georgiana, el Catolicós Patriarca de toda Georgia Elías II y los representantes de alto rango de las demás Iglesias ortodoxas del mundo.






La catedral consta de nueve capillas (capillas de los Arcángeles, Juan el Bautista, San Nino, San Jorge, San Nicolás, los Doce Apóstoles y Todos los Santos); cinco de ellas están situadas en un gran compartimento subterráneo, que ocupa 35,550 metros cúbicos. La altura es de 13 metros. El área total de la catedral, incluido su gran nártex, es de 5,000 metros cuadrados y el volumen que ocupa es de 137 metros cúbicos. El interior de la iglesia mide 56 metros por 44 metros, con una superficie interior de 2.380 metros cuadrados. La altura de la catedral desde el suelo hasta la parte superior de la cruz es de 105,5 metros. Alrededor de dicha catedral, en el mismo recinto, también hay otros monumentos religiosos.








En esta ocasión, dicha catedral suele estar durante el día abierta y es muy normal, ser testigo de algún bautizo o boda. Nos sorprendió mucho que estos eventos, se celebraban a veces en horas improcedentes a lo que estamos acostumbrados en España. En la gran mayoría de las iglesias que fuimos en Georgia, perfectamente podías coincidir con una boda un miércoles a las cuatro de la tarde, u horarios similares, por ejemplo.






OTROS LUGARES A VISITAR

A continuación indico otros lugares recomendables a ver en Tiflis, que salvo el primero que cito, el Puente de la Paz, para los otros se requerirán transporte público, preferentemente taxi. Recuerde que, quizá, la mejor opción en este caso, es descargarse la aplicación Bolt.


Puente de la Paz (Peace Bridge)

Este puente es un referente de la Tiflis moderna y se ha convertido en un icono de la ciudad. Está muy cerca de la parte histórica, concretamente de la calle Ekele II y que en su momento, comentamos que era una de las principales zonas gastronómicas de Tiflis, con sus innumerables restaurantes y terrazas al aire libre. Ver ubicación.

Fue inaugurado en 2005 y tiene una longitud total de 150 metros, siendo en su totalidad, peatonal. 






El puente, cuyo diseño recuerda a un animal marino,  tiene una cubierta de acero y vidrio con dosel que brilla con una pantalla de luz interactiva por la noche, generada por miles de LED blancos. El techo está equipado con 1.208 lámparas LED personalizadas. Los paneles de vidrio del pasamanos que se extienden a lo largo de toda la pasarela están equipados con matrices de LED lineales integradas de baja potencia.




No solo cumple su función de atravesar el río si no también, desde él, se observan preciosas vistas de Tiflis.



El Palacio Presidencial de Georgia




En el otro extremo del puente, se encuentra el Parque Rike, que es donde se encuentra la estación del funicular para ir a la zona alta de la ciudad, Marikala, y que ya comentamos arriba.

La Estación de trenes de Tiflis y el Bazar Deserter

Esta ubicación (ver en Google Maps) ya pilla algo lejos pero si tiene tiempo, puede ser una buena opción para salir del Tiflis turístico y adentrarse un poco en lugares prácticamente frecuentados por lugareños.

Por un lado tenemos la estación de trenes de Tiflis, que aparte de tener dicha función, donde se puede coger trenes para el interior del país y también, sobre todo para muchos viajeros, está la posibilidad de viajar a Ereván (la capital de Armenia) y Bakú (la de Azerbaiyán), en trenes nocturnos. Es una opción que se usa mucho ya que los precios de los billetes son relativamente baratos y permite la posibilidad de pasar una noche en el tren y por tanto, el ahorro de un día de hotel. Ver más info en la web seat61.

En la parte alta de dicha estación, hay diversas tiendas y también un gran restaurante que, teniendo en cuenta el público mayoritario que a que va destinado, local, la gran mayoría de los platos ofertados son georgianos y de elaboración casera.






También puede acceder a los andenes y sacar fotografías de las vías, vagones, carteles en georgiano, etc.





Asimismo, dentro aún de la estación, hay un gran mercado de joyas, principalmente oro, que nos recordó a un viaje a Uzbekistán (otra ex república soviética, situada en Asia Central). Parece que en la ex-URSS, se estila mucho estos mercados.








A un lado de dicha estación, se encuentra el Bazar (o Mercado) Deserter, que también es muy recomendable ya que es un punto donde va gran parte de la población local a comprar víveres. 






También, hay una zona del mercado donde, si le interesa, venden también ropa, calzado, material deportivo, etc. Teniendo en cuenta que Georgia es un país fronterizo con Turquía, ya se puede imaginar que gran parte de esa mercancía expuesta, es falsificación de grandes marcas.




El Parque Mtatsminda

El Parque Mtatsminda (ver ubicación en GoogleMaps) se encuentra en lo alto de una colina a las afueras de la ciudad. Para acceder a él, hay dos maneras prácticas. Por un lado, podríamos coger un taxi, cuyo precio para una carrera de 40 minutos, fue de unos cuatro euros y por otro lado, existe la posibilidad de un funicular, que para acceder a la estación que nos llevaría hasta el parque y debido a su lejanía del centro, también habría que coger un taxi. Ver ubicación de dicha estación

El precio de cada viaje en funicular, era de 3 laris (un euro), en septiembre de 2019.  El horario de funcionamiento es de nueve de la mañana a cuatro de la madrugada.

Nuevamente, con este medio de transporte, se podía disfrutar de las hermosas vistas de Tiflis a medida que, en este caso, descendíamos. 


Info de horarios y precios

Precio del servicio



Llegando a la estación de la ciudad

La estación del funicular en su extremo inferior


Por tanto, quizá, una buena opción es la combinación de ambos vehículos, que es lo que hicimos mi mujer yo. Para ir al parque, usamos un taxi y así también nos dimos cuenta de los hermosos alrededores naturales que hay en Tbilisi y, posteriormente, bajamos con el funicular.

El parque en si, no está mal pero quizá, lo más interesante y debido a esa altitud que hemos cogido, es ver las impresionantes vistas a la ciudad. Muy recomendable hacerlo en la hora del crepúsculo.








Como indiqué en el post sobre lugares recomendables para comer en Tiflis, en este parque hay un restaurante, el Funicular Restaurant, que está bastante bien y que es un lugar muy concurrido para cenas románticas o especiales. Por su propio nombre, se llega fácilmente a la conclusión que se encuentra justo en la misma estación de funicular.

Como Georgia en general es un país bastante barato, si come ahí se dará cuenta de la gran relación calidad precio que en este país y puede darse un capricho.

Y aquí termina nuestra crónica sobre los principales lugares a ver en Tiflis, la hermosa e histórica capital de Georgia. En el próximo post, hablaremos de otras atracciones que están relativamente cerca de esta ciudad y que muchas veces se ofrece como excursión de un día.

Otros posts sobre Georgia en este blog:

No hay comentarios:

Publicar un comentario